jueves, 5 de abril de 2012

La fotógrafa que nació ciega


La estadounidense Amy Hildebrand nació ciega por el albinismo. Los médicos consiguieron que pueda distinguir algunos colores, formas y sombras. Pese a sus limitaciones, optó por hacer carrera en la fotografía.



Este autorretrato de Hildebrand es parte del proyecto que inició en 2009 por el que se propone publicar mil fotos en mil días.



Uno de los mandamientos de su proyecto es que cada fotografía resuma su día de alguna forma, ya sea física, fantástica o emocional.



Uno de los motivos de su trabajo son las fotografías de boda. Ha participado en diversos concursos.



Las imágenes las publica en su blog, With Little Sound (Con poco sonido). Eligió ese nombre porque considera que su trabajo debe hablar por sí mismo. Hildebrand apenas escribe textos cada 30 días.



“Para mí, la época más complicada de fotografiar fue cuando mi padrastro fue diagnosticado con cáncer. Desde su muerte intento ser más positiva”, le dijo Hildebran a la BBC.



Otros de los temas principales de Hildebrand son los niños y la familia. Los de la imagen son sus hijos.



“Quiero ser reflejada sólo como una persona, alguien que va a crecer, tener hijos, envejecer y morir. No todos mis días serán buenos, ni todas mis fotos serán buenas, pero van a reflejar lo que soy”, escribió Hildebran en su blog.



Esta fue la primera imagen de su proyecto iniciado en 2009. La última la publicará en junio de este año.


Fuente: BBC Mundo
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...