martes, 4 de octubre de 2011

Doméstico o salvaje


Sólo un puñado de especies animales han podido ser domesticadas con éxito. La razón, dicen los científicos, está en los genes.

Por Evan Ratliff
Fotografías de Vincent J. Musi
«¡Hola! ¿Qué tal estás?», dice Lyudmila Trut, mientras alarga la mano para abrir el cerrojo de una jaula metálica etiquetada con el nombre de Mavrik. Estamos en una granja de las afueras de Novosibirsk, en el sur de Siberia, entre dos largas hileras de cajas iguales, y la bióloga de 76 años no me saluda a mí, sino al peludo ocupante de la jaula. Aunque no hablo ruso, reconozco en su tono de voz el mismo cariño maternal que los dueños de perros adoptan cuando se dirigen a sus mascotas.


Daisy Mae, una cerda vietnamita miniatura, se sienta en el salón como un miembro más de la familia, en West Saint Paul, Minnesota.


Toma de desiciones
Los perros, a diferencia de los chimpancés, siguen con la vista el punto que señala un dedo para encontrar comida escondida, lo que muestra su estrecho vínculo social con los humanos. En este experimento de la Universidad Duke, no se sabe si Tasmania prestará más atención a la indicación de una cuidadora conocida (a la izquierda) o a la de una desconocida.


Un ternero rojo noruego duerme sobre una estera en una pequeña cooperativa de productos lácteos de Lillehammer, Noruega. Las leyes de este país protegen el bienestar del animal y son un ejemplo de cómo el proceso de domesticación no ha deja de evolucionar.


De un extremo a otro
Dos pollos de ocho semanas de edad y peso muy diferente, son el fruto de una cría selectiva basada en el tamaño, realizada por el genetista Paul Siegel en el Instituto Tecnológico de Virginia. «Usamos la selección artificial como instrumento para estudiar la selección natural. Sólo la aceleramos.» 


Mascotas insólitas
Unos zorros criados y seleccionados durante generaciones para ser dóciles como los perros posan en brazos de los miembros del equipo de Lyudmila Trut (centro), en el Instituto de Citología y Genética, en Novosibirsk, Siberia.


Sólo un paso 
Dos lobos y un híbrido de perro y lobo (en primer plano), embajadores de un proyecto que pretende crear un refugio para lobos nacidos en cautividad, ilustran el punto de partida genético de todas las razas caninas.


Sarah Davis se repanchinga en el sofá con Daisy Mae, su cerdo mascota, en West Saint Paul, MInnesota. Cuando las autoridades comunicaron a Davis y a su compañero propietario Anthony Jastram que las leyes prohibían tener a cerdos vietnamitas miniatura como mascota, redactaron una petición de once páginas para obtener una exención. Las investigaciones muestran que los seres humanos mantienen un fuerte vínculo cognitivo y emocional con los perros; no está claro si este mismo vínculo se establece también con los cerdos.


La madre de todas las gallinas
Gallos rojos salvajes, antecedentes del gallo moderno, llenan un corral de Statesboro, Georgia. Remanentes de una población recolectada en el norte de la India a principios de los años sesenta. estas aves podrían ser las últimas de su tipo (en términos genéticos). A medida que los humanos invaden el hábitat de las aves salvajes del sur de Asia, las gallinas que traen consigo se mezclan con la variedad salvaje, contaminando su genoma.


Criadas para ser malas
La actitud agresiva de esta rata ante el fotógrafo es el producto de 73 generaciones de cría selectiva para fomentar la hostilidad hacia los humanos. Científicos de Novosibirsk y Alemania comparan el genoma de las ratas agresivas con el de otras ratas seleccionadas por su docilidad e intentan encontrar conexiones entre el ADN y la conducta.


Lleváme a casa
Dos gatos vagabundos en una calle de Baltimore. Se cree que los gatos salvajes son los únicos animales que se domesticaron solos, atraídos al principio por la abundancia de roedores en los primeros asentamientos agrícolas de Oriente Medio, hace casi 10.000 años.


Vínculo antiguo
Una mujer ordeña una yegua en Kogershin, en sur de Kazajstán. Recientes estudios arqueológicos han demostrado que los botai, una etnia de las estepas eurasiáticas, fueron los primeros en domesticar caballos, hace 5.500 años.


En la Feria Estatal de Indiana, Keegan Padgett, de nueve años de edad, muestra a Patsy, una oveja Horned Dorset. Existen más de 200 razas de ovejas en todo el mundo, fruto de más de 10.000 años de selección artificial llevada a cabo por humanos.


Razas valiosas
Una muestra de las ovejas presentadas en la feria ganadera de Indiana en 2010 ilustra la diversidad producida por miles de años de cría selectiva.
Foto: Columbia


Razas valiosas
Natural Colored


Razas valiosas
Katahdin


Razas valiosas
North Country Cheviot


Razas valiosas
Katahdin


El proceso no cesa
Las variedades de cabras presentes en la Feria Estatal de Indiana demuestra que estos animales fueron de los primeros en ser domesticados. El proceso no cesa. Cada raza posee determinadas cualidades que han sido favorecidas por los ganaderos.


En Gran Bretaña, los granjeros llevan sus ovejas a la Escuela de Agricultura de Escocia, en Edimburgo, donde un escáner tomográfico analiza la salud y solidez de los animales, con el fin de seleccionar los mejores para la reproducción.


¿Para qué esconderse? 
La piel manchada, como la de esta vaca Holstein, es un rasgo característico de los animales domésticos. En libertad, este animal sería presa fácil de los depredadores, pero es posible que los ganaderos seleccionaran los individuos con manchas para distinguir unas reses de otras.


Vida de perros
Alisa, uno de los dos zorros de Novosibirsk que viven como mascotas con familias adineradas de las afueras de San Petersburgo, es dócil con sus compañeros humanos y también con el perro labrador de la familia.



Fuente: National Geographic España 
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...